Publicidad Publicidad
Compartir
Tweet

Cinco tips para ‘convivir’ sanamente con el SAT

29 noviembre, 2017.

Maximino Ibarra Barajas, especialista en temas fiscales, considera que estar al pendiente de los pagos y las nuevas regulaciones nos asegura un clima favorable para desarrollar cualquier tipo de gestión.

Cinco tips para ‘convivir’ sanamente con el SATStaff Digital Bricks

Por el simple hecho de definirse como unidades conformadas por un grupo de personas dedicadas a desarrollar alguna actividad económica con fines de lucro, todas las empresas se desenvuelven entorno a un común denominador: la obligación de contribuir al gasto público.

Sin importar su origen o el sector en el que operen, y ya sean micro, pequeñas, medianas o macro, toda empresa necesita mantener una sana convivencia con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), el organismo que -entre otras responsabilidades- se encarga de aplicar la legislación fiscal y aduanera para que dichas contribuciones sean proporcionales y equitativas.

Según datos arrojados recientemente por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en México existen cuatro millones 926 mil empresas; sin embargo, el SAT ha informado que solo un millón 874 mil 765 de ellas son contribuyentes activas.

“Tener una empresa conlleva indudablemente a una gran responsabilidad. Muchas veces nos preocupamos solo por las ganancias que podemos obtener y dejamos de lado aspectos que tienen una mayor preponderancia. Tal es el caso de todo lo relacionado con las obligaciones que una organización bien constituida tiene con el SAT, puesto que estar al pendiente de los pagos y las nuevas regulaciones nos asegura un clima favorable para desarrollar cualquier tipo de gestión”, indicó Isaac Maximino Ibarra Barajas, director general de Ibarra Barajas, una firma de abogados especializada en temas fiscales.

Cinco tips para ‘convivir’ sanamente con el SATCon el propósito de mantener un clima armónico con el SAT, este experto nos comparte los siguientes cinco consejos:

1) Es importante reportar directamente al SAT cualquier cambio de reestructuración o de formación en la empresa.

2) No dejar de ofrecerles prestaciones laborales a los empleados, puesto que muchas de estas son deducibles de impuestos, como son los servicios de comedor, la seguridad social, etc. En este sentido, aparte de deducir impuestos, la empresa beneficiará de manera directa a sus colaboradores.

3) Acudir a los llamados que haga el SAT, lo cual evitará multas (no todas las empresas saben que, si son visitadas en sus domicilios y no las encuentran, la deuda se incrementará un 2% con respecto a su adeudo fiscal).

4) Si la empresa tiene algún adeudo con el SAT, lo más sano es pagar a la brevedad; de hecho, el organismo brinda la facilidad de liquidar los adeudos poco a poco, o bien, si la empresa se sujeta al plazo establecido por la autoridad fiscal, su deuda puede reducirse un 20 por ciento.

5) De acuerdo con la magnitud de cada empresa, es recomendable que se asesore y busque el apoyo de expertos, quienes la pueden ayudar a llevar una buena estrategia fiscal, programando reuniones que le permitan conocer las últimas actualizaciones emitidas por el SAT para evitarle futuros problemas.

Para abundar sobre estas recomendaciones o si se desea hacer alguna consulta, visite la página www.ibarrabarajas.com.mx

Etiquetas: , ,

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscribirse

Suscríbete al newsletter

Recibe totalmente gratis nuestro newsletter en tu correo y forma parte de la comunidad de mayor éxito en el sector de la construcción.

* Recuerda revisar tu bandeja de spam.