Publicidad Publicidad
Compartir
Tweet

El asbesto, un asesino no tan silencioso

14 noviembre, 2017.

En todas sus formas, la exposición doméstica o laboral a este grupo de materiales puede causar cáncer de pulmón, laringe y ovario; de hecho, la OMS afirma que la mitad de las muertes por cáncer en el trabajo son causadas por el asbesto.

El asbesto, un asesino no tan silencioso

* Colaboración especial de SGS México

Según la Organización Mundial para la Salud (OMS), hay unos 125 millones de personas a nivel global expuestas al asbesto en sus lugares de trabajo y, debido a sus propiedades aislantes, es utilizado con gran frecuencia en la industria de la construcción.

Dicho organismo define al asbesto como un grupo de minerales naturales fibrosos, que han tenido o siguen teniendo un uso comercial debido a su extraordinaria resistencia a la tensión, su escasa termo-conductividad y su relativa resistencia al ataque químico.

Este material se conforma por un grupo de minerales que se da naturalmente en forma de conjunto de fibras, las cuales se encuentran en el suelo y las rocas en muchas partes del mundo; están hechas principalmente de silicio y oxígeno, aunque también contienen otros elementos.

Desde la Revolución Industrial, el asbesto ha sido utilizado para aislar fábricas, escuelas, casas y barcos. En la industria del asbesto cemento, en tuberías, tinacos, láminas estructurales, onduladas, planas y tejas. En el sector automotriz, en pastas para clutch, frenos y juntas para vehículos. En la industria textil, en la ropa de protección para fuego y calor, en la fabricación de papel de asbesto, impermeabilizantes y selladores.

Por su parte, la American Cancer Society afirma que los materiales que contienen asbesto (como algunos aislamientos, las tejas y las losas) comienzan a descomponerse con el tiempo, y que la existencia de fibras de asbesto en el aire es una amenaza potencial para la salud.

También te recomendamos leer: La imaginación de Snøhetta, ahora bajo el mar

“Cuando las fibras de asbesto en el aire son inhaladas, es muy probable que estas se peguen a la mucosidad de la garganta, tráquea y bronquios, y puede que sean eliminadas al toser o al tragarse, pero algunas fibras alcanzan el extremo de las vías respiratorias menores en los pulmones o penetran en el revestimiento exterior del pulmón y pared toráxica”, explica Jesús Nava, director de Salud y Seguridad en SGS México, una compañía especializada en servicios de inspección, certificación, pruebas y verificación.

Detalló que varios estudios realizados a nivel mundial -tanto en personas como en animales de laboratorio- han demostrado que el asbesto puede incrementar el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer: “Al inhalar estas fibras es posible que se irriten las células pulmonares o la pleura, lo cual eventualmente causaría cáncer pulmonar o mesotelioma”.

La exposición al asbesto, incluido el crisotilo, es causa de cáncer de pulmón, laringe y ovario, según se lee en la página de internet de la OMS, donde además se afirma que la mitad de las muertes por cáncer de origen laboral son causadas por el asbesto, y que cada año se producen varios miles de muertes atribuibles a la exposición doméstica a este material.

El lado regulatorio

Junto con la Organización Internacional del Trabajo, otras organizaciones intergubernamentales y la sociedad civil, la OMS colabora para la eliminación de las enfermedades relacionadas con el asbesto; asimismo, existen legislaciones en cada país sobre su uso, además de que cada empresa cuenta con políticas de salud y seguridad que controlan la exposición o erradicación de este material en sus edificios.

Por su parte, la Secretaría de Salud en México cuenta con la norma NOM-125- SSA1-2016, la cual establece los requisitos sanitarios para el proceso y uso del asbesto, teniendo como objetivo principal la prevención de daños y la protección de la salud de las personas expuestas a las fibras de asbesto en sus lugares de trabajo, así como de la población circunvecina y de los establecimientos que procesan con este tipo de materiales.

Cabe mencionar que SGS trabaja con legislaciones locales y apoya a las organizaciones para lograr un entorno laboral seguro a través de la realización de minuciosas evaluaciones de riesgos y adoptando medidas preventivas; se especializa en medio ambiente, salud y seguridad, gestión de riesgos, sostenibilidad y comercio, atendiendo particularmente a industrias y sectores como el de la construcción, energía, petróleo y gas, minería, logística, finanzas, fabricación industrial, agricultura y alimentos, automoción, productos químicos, ciencias biológicas, sector público, bienes de consumo y venta minorista.

>>www.sgs.mx

Etiquetas: , , , , ,

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscribirse

Suscríbete al newsletter

Recibe totalmente gratis nuestro newsletter en tu correo y forma parte de la comunidad de mayor éxito en el sector de la construcción.